domingo, 22 de mayo de 2011

Eclecticismo crítico-poético

aquí nadie va a poder acabar con la metafísica


35

Éste es el principio del fetichismo de la mercancía, la dominación de la sociedad por "cosas suprasensibles aunque sensibles" que se cumple de modo absoluto en el espectáculo, donde el mundo sensible se encuentra reemplazado por una selección de imágenes que existe por encima de él y que al mismo tiempo se ha hecho reconocer como lo sensible por excelencia.

(Cap 2.) La sociedad del espectáculo, Guy Débord





Mi envite es al no-ser

No a un más allá, ni aun siendo el paraíso
reservado a islamitas, con beldades
que un libro garantiza siempre vírgenes.

Porque esos son los juegos para ingenuos
en que mi agnosticismo nunca apuesta.
Mi envite es al no ser. A lo seguro.

Rechaza otro existir, tras consumida
mi ración de este guiso indigerible.
Otra vez, no. Una vez ya es demasiado.


José María Fonollosa
De Ciudad del hombre: Barcelona

2 comentarios:

Isaac Álamo dijo...

Guau! De Guy Débord a Baudrillard no hay sino uno paso

Zeru Gorriak dijo...

Mayte, quedamos cuando qquieras, a partir de pasadomañana si no me he muerto antes, que dentro de un rato tengo examen y me va a dar algo del sueño

Licencia de Creative Commons
This obra by Mayte Cantero is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.